This store requires javascript to be enabled for some features to work correctly.

''Mis alas son demasiado grandes para tenerlas encerradas en un solo lugar'' por Mary Salas

''Mis alas son demasiado grandes para tenerlas encerradas en un solo lugar'' por Mary Salas

No ha sido una tarea fácil, pero si muy satisfactoria. Ahora trabajo con oficinas de turismo que quieren promocionar destinos, vendo mis fotos, doy clases de fotografía, además de mis asesorías de viaje personalizadas, lo que me permite seguir viviendo de mis pasiones. Eso sí, la clave de todo es hacer todo con el corazón.

Conocí a Mary hace unos años atrás. Igual que a ella me encanta viajar, conocer nuevas culturas y personas. Creo que el viajar te alimenta el alma y te da esa dosis de adrenalina que necesitas para seguir creciendo personal y profesionalmente.

Le mencioné a Mary mi interés en entrevistarla y contagiarnos, a través de sus redes sociales, esa energía y curiosidad por explorar nuevos lugares y ponerle ''alma y corazón'' a cada lugar que visita con cámara en mano. 

 

¿Cómo nace los viajes de Mary? ¿Qué te impulsó para seguir con tu proyecto?

Empecé este proyecto soñando con ganas de conocer el mundo y nuevas culturas. Fue así como varios amigos me empezaron a escribir: Mary a ti que te gusta viajar, ¿nos puedes dar tips? ¿Dónde me recomiendas comer? Cuando viajaste, ¿dónde te alojaste? Así fue como les empecé a mandar mails con la información de cada uno de mis viajes, incluso hasta me juntaba a tomar un café y les explicaba paso a paso qué hacer. Hasta que pensé... ¿Por qué no compartirlo con todos? Y así fue que hace más de 9 años empecé a escribir este blog para contar mis historias y ayudar a más personas a conocer nuevos destinos, y ahora no solo los ayudo con la información que doy en mi blog sino que diseño viajes a medida para cada viajero que quiera conocer alguna ciudad en Europa o hacer hasta un Eurotrip.

Definitivamente lo que impulsa a seguir con mi blog y mis asesorías es cada mail que recibo donde me dan las gracias, donde me cuentan un poco de sus viajes y de cómo mis posts o mis asesorías los han ayudado a viajar solos, en parejas o familias y para mí, esa es la mejor recompensa.

 

Se podría decir que los viajes y la fotografía es tu gran pasión. Sin embargo, tuviste miedo de vivir de ellos económicamente, ya que no es un trabajo de oficina fijo como casi todo el mundo lo tiene. Cuéntanos tu experiencia.

Claro, como todo lo nuevo puede causar temor al inicio de que te lanzas a iniciar un proyecto pero la verdad es que como Arquitecta de Interiores de profesión, si bien he trabajado en varias empresas siempre que podía volvía a trabajar como independiente porque me sentía más libre con mis horarios, manejando yo mis tiempos y la verdad es que aprendí 3 pilares muy fundamentales para tener éxito: como gestionar mi tiempo, organizarme y tener disciplina y así logré grandes cosas como arquitecta de interiores independiente, así que si bien, no era el mismo tipo de trabajo, sabía que lo más importante era tener esos 3 pilares para que todo vaya viento en popa.

No ha sido una tarea fácil, pero si muy satisfactoria. Ahora trabajo con oficinas de turismo que quieren promocionar destinos, vendo mis fotos, doy clases de fotografía, además de mis asesorías de viaje personalizadas, lo que me permite seguir viviendo de mis pasiones. Eso sí, la clave de todo es hacer todo con el corazón.

 

¿Para ti cuándo es el mejor momento para emprender?

Personalmente, siento que no hay momento ideal para emprender, pero sí que debes aprender a ser disciplinada y tener confianza en tu trabajo. Por ejemplo, me iba muy bien en un trabajo fijo, incluso me habían ascendido y me gustaba mucho lo que hacía pero siempre sentía que el día se me pasaba encerrada en una oficina y no era dueña de mi tiempo, así que siendo muy joven me lancé a abrir mi primera empresa de diseño y aunque tuve clientes y no me fue nada mal, sentí que me faltaba aún tener más experiencia, así que volví al trabajo fijo, tuve mejores puestos, incluso llegué a ser jefa de mi área en dos empresas en las que me fue muy bien. De ahí cuando me sentía con más confianza, sentía que ya tenía disciplina me lancé nuevamente al mundo de los independientes y desde esa época hasta hoy no me arrepiento de ni un solo segundo.

 

El emprender viene de la mano un poco por el sentimiento de soledad. Háblanos un poco ¿cómo manejas este tema con los Viajes de Mary?

Sí, a veces me encantaría tener un equipo o también otros emprendedores con los que pueda compartir mis incertidumbres o posibles proyectos pero creo que ese lugar ha sido bien ocupado por mis padres, a los que siempre les consulto todo y siempre están ahí para mí con sus mejores consejos y a mi esposo que ha estado ahí para apoyarme en todos mis proyectos, desde asistente de fotografía en alguna sesión grande que he tenido o hasta en viajes de prensa en los que me ha acompañado para poder cubrir con todo lo que solicitado por las oficinas de turismo.

 

Finalmente, ¿si volvieses a nacer serías emprendedora? Algún consejo que nos puedas compartir.

Definitivamente sí. Mis alas son demasiado grandes para tenerlas encerradas en un solo lugar.

El consejo que les puedo dar es que primero aprendan, no solo de sus carreras, sino de lo que conlleva gestionar el tiempo, ser constante, responsable, disciplinados y sobre todo hacer todo lo que te propongas, desde lo más pequeño a lo más grande, con todo el corazón. Esa para mí es la clave del éxito porque, aunque te tropieces, tú sabes diste todo para hacer lo mejor y de tus errores solo vas a aprender, no los vas a contar como restas sino como sumas.

 

Para más información de Los Viajes de Mary visita: https://losviajesdemary.com/

 ©Reggine Blog 2022. Todos los derechos reservados. Prohibida su reproducción.

Leave a comment